Cada día no es domingo

Abriendo otra vez el telón

Mes: noviembre, 2012

Cocina

Hoy puedo decir que ya llevo días en otra cocina de estrella, en concreto tres días y esta vez la del Abac de Jordi Cruz. Para empezar, esta vez en la partida de pescados, una partida que junto a la de carnes, es de las que más me interesaba, pero nunca había pensado que habría tanto trabajo para la elaboración de cada plato. Hay muchas diferencias entre la cocina de Dani García y entre la de Jordi, pero la idea y el concepto llevan a las mismas técnicas, me sorprende volver a ver nitrogeno líquido y las texturas de Ferran Adrià, lo cual se agradece ya que me he formado entre estas técnicas y productos pero sin dejar de aprender de una buena base culinaria cómo són sofritos, fondos, pucheros y lo que lleva a ser la cocina tradicional. Entre las diferencias que explicaba, es que en Calima, hay una forma de trabajar más calmada aún así corríamos, pero cómo se dice… una cocina andaluza y con alegría. Todo lo contrario en Abac, es una cocina rigida por el segundo de cocina muy estricto, orden bastante militar, y una cocina silenciosa dónde cada uno hace su trabajo y sólo se escuchan los ruidos de las cazuelas. Se agradece poder ver dos cocinas tan diferentes y aún así poder decir que estos dos restuarantes són merecedoras de sus dos estrellas michelin, detrás de cada restaurante tan conocido, tiene a los grandes desconocidos cómo són los cocineros que la forman y su trabajo diario que hacen que todo salga perfecto. Hace falta sacrificio y esfuerzo para hacer algo que te gusta y creo que aún no me he sacrificado lo bastante.

image

La persona a la que más admiro.

No te lo vas a creer pero cabías en la palma de mi mano, te levantaba y le decía a tu madre: este será el mejor chico del mundo. Y fuiste creciendo cada vez más. Era fantástico poder observarte, un privilegio. Y cuando llegó el momento de hacerte un hombre y afrontar la vida lo hiciste, pero en algún momento del trayecto cambiaste, dejaste de ser tú, permitiste que te señalaran y que te dijeran que no sirves y cuando empeoró todo buscaste a quien echarle la culpa, a una sombra alargada.

Voy a decirte algo que tú ya sabes. El mundo no es todo alegría y color, es un lugar terrible y por muy duro que seas es capaz de arrodillarte a golpes y tenerte sometido permanentemente si tú no se lo impides. Ni tú, ni yo, ni nadie golpea más fuerte que la vida, pero no importa lo fuerte que golpeas sino lo fuerte que pueden golpearte, y lo aguantas mientras avanzas, hay que soportar sin dejar de avanzar, así es como se gana. Si tú sabes lo que vales vé y consigue lo que mereces, pero tendrás que soportar los golpes y no puedes decir que no estás donde querías por culpa de él, de ella ni de nadie, eso lo hacen los cobardes ¡ y tú no lo eres¡, tú eres capaz de todo.
Yo te querré en cualquier situación, pase lo que pase, eres mi hijo y llevas mi sangre. Tú eres lo mejor de mi vida, pero hasta que no empieces a creer en tí mismo no tendrás tu vida propia.

Estos sómos mi padre y yo, la persona que me ha enseñado que la cocina puede llegar a ser un mundo en el que puedo encajar.

wpid-IMG_20121125_180448.jpg

Primos

No soporto a la gente borracha que canta, que baila, que te abraza, que te da besos… Se bebe para olvidar, de toda la vida!

Primos

Never Gonna Leave this bed

Happy thank you more please.

– Lo entiendo, vale? Enserio, se que no soy tu tipo… pero, y si no sabes que es lo mejor para ti?
– Lo sabes tu?
– Es posible… Hazme un favor, cierra los ojos…
– Que?
– Solo quiero que me escuches… No es facil dejarse querer, a ti en concreto, te cuesta mas que a la mayoria, lo entiendo, pero quiero que lo intentes, consideralo un experimiento, te prometo que seré maravilloso contigo, creo que para eso tengo mucho talento… Te mereces ser querida, lo mereces, que tu no te lo creas no significa que no sea verdad.. y esa verdad para mi, de momento es lo único que importa…

Me digo que te …

Me digo que te conozco, y luego, cuando lo pienso, me doy cuenta de que no… No te entiendo, ni yo tampoco me reconozco. Hoy sólo gana mi orgullo y mi estupidez.